Geoparque Mundial UNESCO

Nº21 – Sinclinal de Santa Lucía – Río Ruecas

Geoparque Villuercas > Nº21 – Sinclinal de Santa Lucía – Río Ruecas

LOCALIZACIÓN Y ACCESIBILIDAD

El pueblo de Cabañas del Castillo es un excelente mirador para observar este sinclinal y el relieve tipo apalachense de la comarca. Observaremos la geomorfología de la zona norte de este gran sinclinal desde su flanco oeste, concretamente desde la peña Buitrera y la peña del Castillo, dos empinadas cumbres cuarcíticas que protegen la localidad de Cabañas.

Para ascender a la peña Buitrera, o hasta las ruinas del castillo de Cabañas, subiremos desde el propio pueblo en dirección al cementerio siguiendo una vereda que discurre hacia el sureste, por la que alcanzaremos un collado que separa ambas cumbres. Desde aquí, si continuamos ascendiendo por la empinada vereda hacia el norte, llegaremos a la peña del Castillo y al sur de nuestra posición tendremos la peña Buitrera.

ATRACTIVOS DE LA VISITA

Durante la visita, además de la impresionante geología que muestra el afloramiento vertical de la Cuarcita Armoricana, sobre el que se asienta el castillo árabe de Cabañas, se puede observar hacia el este el relieve tipo apalachense con sus típicas alineaciones de las crestas de las sierras. En los alrededores, buenos ejemplos de estructuras de deformación (pliegues y fallas) y estructuras geomorfológicas (como desfiladeros, cantiles, pedreras). Y al oeste, la extensa penillanura trujillano-cacereña con sus bellas dehesas.

Pueden encontrarse en la zona icnofósiles como las pistas de los trilobites, denominadas Cruziana, u otros con forma de tubos simples, llamadas Skolithos, atribuidos a animales que excavaban sus galerías verticales en las zonas intermareales.

Geositio muy interesante para la observación de aves, que aprovechan estas crestas (peña Buitrera) para nidificar, y lugar apropiado para ver corzos, ciervos, lagartos ocelados, mariposas y otros artrópodos. A disfrutar igualmente los bosques de robles en la umbría y de viejos alcornoques en la solana.

En los abrigos rocosos y covachas del valle del Ruecas, collado del Brazo y garganta de Santa Lucía, se localizan los mejores conjuntos de pinturas rupestres esquemáticas de las Villuercas.

INTERPRETACIÓN GEOLÓGICA

El sinclinal de Santa Lucía constituye el segundo sinclinal en amplitud de Las Villuercas (tras el del Guadarranque), localizándose en su extremo más occidental limítrofe con la penillanura trujillano-cacereña. Presenta una longitud de varias decenas de kilómetros, entre su terminación periclinal al Norte de Deleitosa-Miravete y el Puerto Llano en Cañamero, donde queda cortado por los materiales del Cenozoico, y una anchura que no sobrepasa los tres kilómetros.

Geomorfológicamente, y siguiendo la tónica de los paleozoicos del área, el sinclinal de Santa Lucía es un ejemplo de relieve invertido, constituyendo un “sinclinal colgado”, es decir, una elevación topográfica respecto a las estructuras anticlinales que lo flanquean y que han sufrido en mayor medida los efectos de la erosión. En este sinclinal se conservan materiales paleozoicos, cuarcitas, areniscas y lutitas, con una secuencia sedimentaria completa de edad ordovícico-silúrica, en la que las cuarcitas se intercalan con lutitas y areniscas.

La roca más visible, ya que sus afloramientos son los que forman los resaltes de las cumbres, es la Cuarcita Armoricana. Se trata de rocas muy resistentes a la erosión y que presentan una excelente exposición que permite observar los importantes movimientos tectónicos hercínicos que han configurado el plegamiento y la reciente fracturación alpina, con una orientación NE-SO, que causa desplazamientos en los estratos de la estructura sinclinal, además de propiciar que se individualicen los distintos riscos que constituyen la alineación de las cumbres.